Razones por las cuales es mejor ejercitarte en la mañana

1. Energía
Cuando haces ejercicio por la mañana te cargas de energía que durará todo el día. Por ejemplo cuando estás acostumbrado a hacer ejercicio en la mañana y un día no has tenido tiempo lo podrás evidenciar ya que te sentirás algo cansado y sin ganas. Además, al levantarte cuentas con el descanso de la noche y tus fuerzas intactas, por lo que puedes entrenar. Por la tarde, después de un duro día de trabajo puede que te dé mucha más pereza dejes de lado el ejercicio.

2. No hay excusa por falta de tiempo
¿Quién no puede levantarse media hora o una hora antes para salir a correr, caminar o montar en bici estática en casa antes de ir al trabajo? La clave puede ser acostarte un poquito antes. Además, la gente que hace ejercicio matinal duerme mejor y necesita menos horas de sueño. Si no trabajas, es más fácil.

3. Regula el apetito
Hacer ejercicio por la mañana regula el apetito durante todo el día, porque comienzas a quemar calorías antes de haber desayunado, o bien después si has hecho la digestión, con lo cual tu metabolismo se activa mucho antes. La sensación de hambre también se controla mejor, por lo que es más fácil comer de manera inteligente y saludable, eligiendo los alimentos que más te convienen.

4. Ajusta los ritmos biológicos
Si te acostumbras a levantarte y hacer ejercicio todos los días a la misma hora, tu sistema endocrino y tus ritmos biológicos estarán bien equilibrados. Además, beneficia tu salud. Si te acostumbras a entrenar todos los días, unas horas antes de despertarte tu cuerpo comienza a prepararse para levantarse y hacer ejercicio, lo que es muy beneficioso:

Además te cuesta mucho menos levantarte, ya que levantarse a horas diferentes confunde al cuerpo, que se vuelve más perezoso. Tu metabolismo y todas las hormonas implicadas en la actividad física comienzan a funcionar cuando tú aún estás durmiendo, lo que hace que te levantes con energía y preparado para moverte.

5. Mejora la agudeza mental
Hacer ejercicio potencia la actividad mental. Y este efecto puede durar las 10 horas siguientes al entrenamiento. Una claridad mental que no te servirá de nada si entrenas por la noche y luego te vas a dormir.

6. Nada te interrumpe
Si hacer ejercicio es lo primero que haces al levantarte, antes de ir al trabajo o a horas en que otras personas están desayunando o durmiendo, es difícil que algo pueda impedirte hacerlo. Por la tarde pueden surgirte mil impedimentos: una reunión, recoger a los niños al colegio, hacer compras, etc.

7. Quemas más calorías
El ejercicio matinal eleva el ritmo del metabolismo durante horas, lo que significa que al entrenar un rato por la mañana quemas calorías durante todo el día.

8. Te hace sentir bien
Ésta es una de las razones más importantes. Todo lo anterior te producirá una gran satisfacción. Es tu tiempo, nadie te interrumpe, empiezas el día con una sonrisa, controlas tu peso e incluso adelgazas, tu corazón está en plena forma, tienes el resto del día para tus obligaciones o lo que pueda surgir.

Comparte este post 😉

Comments

  1. By eduardo md

    Responder

    • By Carolina

      Responder

  2. By Yanela

    Responder

  3. By jose

    Responder

    • By Carolina

      Responder

  4. By Vicky

    Responder

Responder a Yanela Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *